Buscando el desarrollo integral de nuestros alumnos, trabajamos por potenciar todas las capacidades, aptitudes y conocimientos de nuestros alumnos a través de metodologías activas y motivadoras que contribuyan al desarrollo físico, sensorial, intelectual, afectivo, social y espiritual de nuestros alumnos. El trabajo por proyectos engloba todas las áreas, enriqueciéndolos con dinámicas de Aprendizaje Cooperativo, Inteligencias Múltiples y de Destrezas de Pensamiento.

La metodología por proyectos pertenece a la pedagogía activa. Nuestro objetivo es hacer a nuestros alumnos participes de su propio aprendizaje, ofreciéndoles las suficientes experiencias de trabajo para que puedan desarrollar sus habilidades, destrezas y hábitos, y realizando un acompañamiento partir de los intereses, características y capacidades de los niños y las niñas.

Con los proyectos se anima a los niños a pensar y actuar de forma creativa, se crea un ambiente que desarrolla las competencias de nuestros alumnos. Exploran el mundo que les rodea, ellos de forma natural, observan, investigan y analizan.

El trabajar por proyectos ofrece muchas posibilidades, tanto a maestros como alumnos, que no ofrece un aprendizaje tradicional. Al trabajar por proyectos los alumnos aprenden investigando, experimentando y viviendo cada uno de los procesos de enseñanza-aprendizaje, además de contar con el extra de nacer de sus propios intereses e inquietudes. Y es precisamente por esto por lo que son tan importantes y ofrecen tan buenos resultados.

Como diría Carla Rinaldi, “Los niños están biológicamente predispuestos para comunicar, para estar en relación, para vivir ellos mismos en relación. Escuchan la vida en todas sus formas, colores y escuchan a los otros: los adultos y los coetáneos. Los niños perciben rápidamente que el acto de observar, pero también de tocar, husmear, saborear, buscar,…, es un acto fundamental para la comunicación y la relación”
 

Destacado: